Datos, información, opiniones, recomendaciones...

sábado, 17 de marzo de 2012

La Liga Italiana en decadencia


Hasta hace poco menos de 10 años el fútbol italiano a nivel de clubes era considerado como el más destacado, exitoso y mejor pagado de Europa y por ende del mundo entero. Los más grandes fichajes a nivel mundial tenían como destino los equipos de la Serie A italiana, el principal torneo a nivel profesional en dicho país.

Equipos como el AC Milán, el Inter de Milán y la Juventus de Turín; eran asiduos participantes y rivales a vencer en las instancias finales de la Liga de Campeones de Europa, inclusive en el año 2003, se dio una final italiana entre (Milán y Juventus). Todavía en el año 2005, 2007 y 2010, representantes de esa nación llegaron a jugar la final del torneo con saldo positivo de 2 títulos ganados por uno perdido. Pero de ahí en adelante los representantes del Calcio han dado mediocres participaciones y poco a poco se han alejado del protagonismo en el escenario europeo.

Hoy en día se habla hasta el cansancio del Real Madrid y del "todopoderoso" Barcelona como los mejores equipos del orbe, mismos que han contribuído a que la Liga Española sea catalogada como la mejor del mundo tomando el sitio que le perteneció a los italianos por dos décadas. 

La liga italiana actualmente está posicionada como la cuarta en importancia en Europa detrás de la española, la inglesa y la alemana, quienes gozan de un número mayor de plazas directas para acceder a las competiciones europeas más destacadas como son la Liga de Campeones y la Europa League. Pero, ¿qué fue lo que sucedió para que el fútbol italiano perdiera terreno? 

Motivos hay bastantes pero yo señalaría en primer lugar el que los equipos recurren a numerosos jugadores extranjeros para posiciones claves en detrimento de los juveniles canteranos italianos. Al tener pocas oportunidades los futbolistas locales de debutar en equipos de la Serie A el Calcio pierde fortaleza y eso se ve reflejado incluso en las últimas actuaciones de la Selección Nacional, la cual desde el campeonato mundial ganado en el año 2006, ha dado más pena que gloria y pareciera por el momento que no se encuentra a la altura de representativos como España, Holanda y Alemania.

Otra razón (y que contradice un poco la anterior), puede ser la falta de figuras internacionales en los equipos italianos y que actualmente prefieren ir a Inglaterra o España. En otras épocas los mejores jugadores del mundo se enrolaban en los grandes equipos italianos y permanecían en ellos los mejores años de sus carreras. En la actualidad pareciera que la Serie A esta  considerada para ser la liga europea en la que las estrellas jueguen sus últimos momentos de plenitud o incluso su decadencia misma, antes de marcharse a equipos de los Estados Unidos, Medio Oriente o piensen en el retiro definitivo.

El fútbol italiano debe recuperar el sitio que le pertenece. Hoy en día la moda está en España e Inglaterra, en donde clubes como el Real Madrid y el Barcelona son los rivales a vencer. Por su parte los ingleses han querido arrebatar un poco el protagonismo español de los últimos años mediante actuaciones destacadas de equipos como el Manchester United, el Chelsea y el Arsenal principalmente. 

La Liga de Campeones y la Europa League necesitan del ingrediente competitivo que los equipos italianos pueden llegar a ofrecer. Si el AC Milán y el Inter de Milán  se vuelven más regulares y la Juventus de Turín retoma su protagonismo de finales de los años noventa y principios del nuevo milenio, estoy convencido que nuevamente la Liga italiana se fortalecerá y estará siempre peleando los títulos a nivel continental hoy día en manos de españoles e ingleses.




1 comentario:

  1. Viví mi adolescencia en aquellos años en que el AC Milan era la élite de la élite del fútbol mundial. Y también recuerdo los '90s y hasta la década pasada, cuando no sólo nombres como Inter, AC Milan, Juventus, levantaban respeto, sino incluso equipos menores como Lazio o Parma eran rivales difíciles de vencer para cualquier otra parte de Europa. Ahora es una sombra de lo que alguna vez fue, no sólo que desde 2010 los equipos italinos no llegan a semifinales de la Champions League, sino que ni siquiera han podido jugar una final de Europa League. Antes Brasil y Argentina podían armar selecciones completas con sus jugadores de la Serie A, ahora pueden prescindir de ellos y seguir siendo competitivos. No sé si la culpa la tuvo el escándalo de las apuestas de la década pasada, o la caída de Berlusconi, o la crisis económica. Pero el futbol italiano ya no es lo que era

    ResponderEliminar